Experimento instantáneo


28 May
28May

Por: Abdiel Degollado*


Para todos los amantes de los experimentos aquí les traigo uno muy interesante y divertido. Es, por cierto, el primer experimento que realizó El Colegio Invisible allá en Inglaterra, esto en el siglo XVII. Se llamaba Colegio Invisible pues los hombres que allí se reunían lo hacían a escondidas por temor a ser reprendidos debido a sus ideas. Uno de sus objetivos era probar o desmentir las muchas cosas que se decían en aquella época, por ejemplo hacer pruebas sobre los efectos mágicos de los cuernos de unicornio.

Para este experimento requerirás: una superficie plana, una araña y polvo de unicornio. Recomendaré que el experimento lo repitas tres veces como se hace con casi cualquier investigación científica. La hipótesis del siglo XVII y que seguramente llevaba cientos de años entre la comunidad era la siguiente: si colocas a una araña dentro de un círculo de polvo de unicornio, la araña quedará inmovilizada. Desconozco cuál sería la razón de hacer tal cosa, quizá así se educaba a hechiceros aprendices, pero es importante subrayar que no se experimentaba, se daba por hecho y ya. Te recomiendo que tengas una buena superficie, a una buena altura para que puedas observar como la araña en realidad saldrá corriendo o saltando intentando ponerse a salvo de ti, o al menos eso es lo que observaron y documentaron estos primeros hombres de ciencia. Seguramente no tendrás problema con conseguir una buena araña, las hay por montones, tan solo en Norteamérica se calcula que hay más de 2,500 especies diferentes. Ten cuidado que no sea una de las dos venenosas para el ser humano, Latrodectus mactans y Loxosceles laeta. A la primera la distinguirás por tener una figurita de relojito de arena color rojo en su cuerpo, la segunda puede tener un dibujo de violín pero también puede no tenerlo, ¡cuidado! Te suplico encarecidamente que la cuides y por nada del mundo la lastimes, las arañas tienen funciones importantes para el ecosistema, por ejemplo controlar la población de mosquitos. Ahora bien, para el tercer material del experimento debo advertirte algo importante. Es común que desde los tiempos del Colegio Invisible y hasta ahora, los comerciantes engañen a las personas de buena fe dándoles otro producto que en realidad no es el deseado. En aquellos ayeres en lugar de cuerno de unicornio les ofrecían a los interesados el cuerno de un narval, un cetáceo que habita en los mares del Ártico, para que lo reconozcas te cuento que los machos de esta especie presentan un cuerno de unos dos metros de largo y que estará retorcido de manera helicoidal, su peso debe andar alrededor de los 10 kilogramos. Nuevamente otra encarecida petición, no lo compres, de lo contrario estarías fomentando el tráfico ilegal de especies amenazadas o en peligro de extinción. Casi puedo asegurar que los miembros del Colegio Invisible cayeron en esa trampa, aunque ciertamente no lo sé. Por favor tampoco caigas en la compra de otros tipos de cuernos con supuestos poderes mágicos, por ejemplo se dice de los cuernos de rinoceronte que tienen efectos afrodisiacos, cosa que es mentira y que además los tiene casi al borde de la extinción.

Un último favor, si encuentras un buen proveedor de cuernos de unicornio, sobre todo a buenos precios házmelo saber.