La primavera del Coronavirus PAN.de.MI.A.more


19 Mar
19Mar

Por: Gustavo Valencia*



Llegando a México el Coronavirus fue recibido con memes, playeras y hasta con piñata… llévele llévele, hay tallas, para hacer juego con sus rollos de papel…

…Incluso presentí que el covid-19 es una forma de vida alienígena que ha venido a habitar en nosotros, en nuestro interior. Es una vida alienígena, es un virus, un virus viral y virulento y nada lento… o bien creado en un laboratorio… o en un caldo de vampiro…

Pero este ensayo del yo es mas un florecer de la sin razón ante la pandémica paranoia socializada y mediatizada (mejor media tizada), antes de seguir a flote con este poema…

Todo es dudoso, no cuestionable, pero si fragmentado, de a cachitos la verdad y la lotería, en esta tómbola que ya parece tanda y el que sabe sabe y pide otra orden.

Y las ordenes en México aplican …pero ahorita no joven… atrás de la línea de texto que estoy alucinando con tanta información binaria fake true love hate # Chin…a.

Nadie sabe lo que tiene hasta que llega la revelación, o una pandemia, lo que suceda primero, en una habitación todo es posible. Ahora en este mundo, en esta cultura de salvajes y científicos como diría el profeta del nopal, en sus tiempos de híbridos, que ahora nos tocan y nos aplastan literalmente, como al Campeón. Pero esos son otros cotorreos siderales para los iniciados en la maquina del tiempo…

Amo a personas reales, convivir vivir, ir, reír y todos los verbos en divertido. Pero quizá me hayo sumergido e identificado con una identidad falsificada, hashtageada, selfiteada, blokeada. He perdido mi identidad en una sociedad de etiquetas y personajes.

Pero mejor a lavarse las manos con la canción que prefiera; aunque cómo evadir la preocupación por la bolsa, no por la del lobo del Wall Street, que pasará con la economía formal, informal, con el freelance, con las gorditas de la esquina… ¿Qué va a pasar? Nadie, nadie sabe… si seguirá pasando el de los elotes, esquites y patitas de pollo.

Pero el virus no se detendrá por unos buenos momazos, ni por estampitas.

Ahora es tiempo de reconsiderar la conclusión; no sabemos todo lo que esta involucrado en nuestra vida diaria, la importancia de la familia, los amigos, la comunidad, las naciones, las empresas. ¿Quién controla el mundo? ¿las vidas?

Esperemos que esta pandemia sea oportunidad para desafiar los esquemas, aunque la gran mayoría no tiene voz, ni cubrebocas siquiera. Es momento para ver cómo nos acomoda el sistema, la evolución, la prevención, la imaginación aplicada hacia una vida sustentable. O la muerte…

Amigo lector ante la situación que nos acontece, ni idea de qué debemos hacer… abonarle al sentido común, en esta maraña de teléfonos descompuestos… Esperar a curarnos milagrosamente del virus del cambio del orden mundial…


*El autor, nacido después de 1984, mejor conocido como No Tengo Cuerpo, haciendo poesía, ilustración y música experimental, desafiando siempre los límites y las fronteras de las estructuras cognitivas y sensoriales. Invitando a una exploración de interpretaciones, a mirar de otra manera la palabra y sus posibilidades comunicativas.

Redes sociales:
youtube/notengocuerpo
instagram/cuerpo.sugerente